5 VERDADES Y MENTIRAS SOBRE LA CELULITIS

Es verla aparecer, y echarnos a temblar, porque la celulitis es dura de pelar, muy dura, pero nosotros la conocemos muy bien y vamos a desmontarte algunos mitos sobre ella. Porque conocer a fondo a tu enemigo es la mejor manera de acabar con él.

tratamientos celulitis

1. La celulitis sólo afecta a personas obesas.

FALSO

La celulitis no entiende de kilos. Muchas personas delgadas (muchas) también la padecen, incluso llevando una vida relativamente saludable, también los deportistas…

La mala circulación es la principal causante de que la celulitis aparezca porque no eliminamos toxinas y se van quedando atrapadas en nuestro cuerpo, formando esa ‘horripilosa’ piel de naranja, esos bultitos y hoyitos que tanto afean y que son imposibles de disimular.

Pasar muchas horas sentados, cruzar las piernas, no beber suficiente líquido, alimentación incorrecta, … son algunas de las causas que la desencadenan, no necesariamente los kilos de más.

Otras causas pueden ser los alimentos fritos y/o grasos, exceso de azucares, alteraciones del sistema nervioso, etc.

2. Afecta a hombres y mujeres.

VERDADERO

Sí, aquí no se libra nadie. Eso sí, las zonas elegidas por la celulitis cambian según el sexo. En las mujeres, la celulitis aparece sobre todo en los glúteos y cara posterior de los muslos. En los hombre, en el abdomen.

Otra zona donde se puede desarrollar celulitis son los brazos, y en el caso de las piernas, no sólo se da necesariamente en los muslos, también en las rodillas e incluso en los gemelos.

combatir celulitis

3. Es imposible acabar con ella.

FALSO

Al revés, es posible acabar con ella, siempre que acertemos con el tratamiento. El problema es que muchas veces no se diagnostica bien ya que no todas las celulitis son iguales ni todas se trabajan igual. Pero una vez que la tenemos diagnosticada, los tratamientos son muy efectivos.

Lo mejor es combinar distintas tecnologías no invasivas, y éstas son las mejores:

Electroporación: prepara a las membranas celulares para que estén más receptivas y penetra los principios activos de los cosméticos a mayor cantidad y profundidad. Es algo así como la mesoterápia virtual.

Ultracavitación: crea burbujas imperceptibles cuyas implosiones  ayudan a rasgar la membrana de los adipocitos donde está la grasa atrapada para dejarla escapar.

Drenaje y/o Presoterapia: paso fundamental para eliminar las toxinas que genera la celulitis. Un verdadero masaje que drena y ayuda a eliminar los líquidos acumulados en exceso.

Radiofrecuencia: reequilibra nuestras células, las estimula y regenera, lo que provoca un efecto lifting en nuestra piel inmediato, dejándola tersa y suave, devolviéndoles su equilibrio.

– Reafirmación: si tras eliminar la celulitis fortalecemos los músculos de las zonas tratadas, se combate la flacidez y los resultados aún serán más impresionantes.

4. Las cremas anticelulitis son útiles.

VERDADERO

Sí que sirven, pero más importante que la crema es su correcta aplicación. Invertir 5 minutos cada día en la aplicación de los productos anticelulíticos se dejará notar, ya que contribuirán a reducir la celulitis. Es realmente complicado solucionar este problema sólo con cremas, lo ideal es complementarlo con un tratamiento anticelulítico.

eliminar celulitis

5. La celulitis siempre volverá.

DEPENDE

Tras un tratamiento anticelulítico, la mayoría de personas salen sin rastro de celulitis o, en casos extremos, con un grado apenas imperceptible. Si hay un cuidado en la alimentación, se practica deporte y se cuidan los hábitos, la podemos mantener a raya sin tener que recurrir a más tratamientos, aunque un mantenimiento de un par de veces al año, resultará muy beneficioso y será más sencillo mantener la celulitis alejada de nuestro cuerpo.

¿Cómo te llevas tú con la celulitis? ¿La combates o convives con ella como puedes?

¡Cuéntanos! Y si tienes cualquier cuestión, puedes compartirla en los comentarios.